lunes, 30 de enero de 2012

Se llama Pepe... ¿o no?





O no, no se, como estos chicos se cambian de nombre cada dos por cuatro...
Venga, va, lo reconozco, lo de Pepe me lo he inventado.
No sé como se llama, me ha dicho que no a pasar el día en mi casa, y eso que le he dicho que no hacía falta que se quitara el sombrero. Y que tampoco hacía falta que se vistiera. En fin.

1 comentario:

  1. ¿Y qué más da como se llama? Con esos argumentos que luce se le puede invitar a todo, aunque aunque no acepte... Solo verlo me pongo más tontito.

    Gracias.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar