jueves, 8 de marzo de 2012

¡A la mierda!


Hoy estoy harto de la vida. Estoy enfadado con el mundo, y conmigo mismo. Así que permitidme que mande a la mierda a la vida. Unos lo harían así, con el típico gesto del dedito anular apuntando al cielo.


 Pero hoy me apetece hacerlo con miembros viriles mirando al cielo, buenas trancas, que además tienen más público. Porque como decía aquel... donde esté una buena polla...







Al menos esto sirve para darle gusto a Edgard, que es muy de falos.
Por cierto, si no os importa, me vais poniendo en los comentarios sinónimos de pollas y culo. Para algún relato pornográfico.

2 comentarios:

  1. Disculpa, no es dedo anular, es dedo medio, el anular es donde va el anillo.

    Gracias.

    ResponderEliminar
  2. Y a mí que me va tanto eso de las pollas, pichas, pijos o como quieras llamarles, me encantaría que me mandasen a la mierda así... Jijijijijijiji...

    Un abrazo.

    ResponderEliminar