lunes, 16 de diciembre de 2013

¡Oh! ¡Mírala!

A veces no se puede disimular la sorpresa, la alegría o el susto.







2 comentarios:

  1. Cieratamente con tan precisas vergas,seria extraño el no sorprenderse jejeje.

    ResponderEliminar
  2. Y quien no se maravilla de ver esas preciosas monstruosidades... Aunque espero que nunca me pillen de "aquesta guisa". Jajajajajajaja...

    Un abrazo.

    ResponderEliminar