domingo, 30 de junio de 2013

Pasemos el resto de la tarde sentados en una cómoda butaca.

Sin hacer nada.
O... haciendo algo.









Haciendo o sin hacer, en todo caso, con tranquilidad. Relajados.
Es domingo.
Domingo por la tarde.

sábado, 29 de junio de 2013

Juegos de sábado: la gallinita ciega.

Los ojos vendados.
Las manos atadas.
Música sonando en los cascos.
Desnudo, expuesto.

¿Qué pasará?



Inquieto, expectante.
Y de repente... ¡empieza la fiesta!




Luego, cuando tu chico acaba su trabajo, todavía permaneces a oscuras, aislado, atado, saboreando el momento, sin que otros sentidos se interfieran en tu placer. Recorriendo con la mente todas las células de tu cuerpo.

Erik y Louis, con delicadeza.





Siente su calor. Lo acaricia suavemente, despacio. No hay prisa. Nota como gana en dureza, como llega a palpitar.
Tiene ganas de bajar la cabeza y metérsela en la boca, pero... ahora es incapaz de soltarla. La suavidad de su piel, su calor, su dureza entre sus dedos, solo ello... le hace vibrar de placer y felicidad.
Cierra los ojos para percibir mejor todas las sensaciones; aprovecha para imaginar lo que va a seguir, los besos apasionados, su lengua recorriendo lo que ahora recorren sus dedos, recorrer también el resto de esa piel que ama y que le hace sentir tan seguro.
Pero eso será después.
Ahora, cuando abra los ojos, solo mirará a su amado, mientras su mano sigue sintiendo incansable ese miembro que le hace derretirse de placer.
Luego besará sus labios.
No hay prisa.

viernes, 28 de junio de 2013

El chico del bañador amarillo. Un amigo de Rey.

Y los amigos de mis amigos, son mis amigos.
Hala.


¿Qué dónde está el bañador decís?  ¿No lo veis? Está sentado sobre él. Venga, a ver si ahora... os fijáis.









Muchas gracias a Rey por mandarme estas fotos de su amigo.
;)

jueves, 27 de junio de 2013

Una mano puesta sobre el culo.

En este caso, la mano es propia y el culo también.







Este post sirve para los que gusten de los culos y los que gusten de las manos, que hay que tiene como parte fetiche del hombre a la mano.
Con lo que me gustan los culos y los pocos que pongo últimamente.
También sirve para los que gustan de los muslos.

miércoles, 26 de junio de 2013

Este chico se llama Aaron.






Y se apellida Skyline. Todo me imagino que ficticio, nombre y apellido.
Este chico saltó a la fama por convertirse en el acompañante de Calvin Klain. Y posteriormente, por dejar de acompañarlo e ingresar en algún sitio para curarle sus adicciones.
Espero que se haya recuperado. Así, algún día, podremos  disfrutar de ese maravilloso cuerpo que tiene.
Os repito una de las fotos, por si no lo habéis apreciado antes.
ejem.



Por cierto, las fotos son sensacionales para mi gusto, a parte del modelo.

martes, 25 de junio de 2013

Me gusta la pose.




Sí, es una de las poses que me gustan más. En este caso los chicos acompañan, y las fotos también.
Una maravilla, vamos.
Y la sonrisa del primero, la melancolía del último.
Y esos muslos, y esos pies.
El contraluz del segundo, lo que insinúa.
Pero qué maravillosa selección hoy... me voy a dar besos a mi mismo, y a felicitarme por mi gusto.
;)

lunes, 24 de junio de 2013

Dardo en blanco y negro.


Hoy le he puesto una condición al dardo: en blanco y negro. Me apetecía, no sé por qué.
Aunque... yo creo que habrá que empezar a dar color a nuestras vidas.

Que majo.


Ha sido solo verme y mira...

domingo, 23 de junio de 2013

Empezando y acabando dormidos.

La noche ha sido larga. El amanecer lo sorprendió tomando la penúltima. Sus ojos se entrecerraban ya cuando llegó a casa.
Se desnudó en el hall y directamente metió  las ropas en la lavadora. Así, desnudo, fue al salón y se tiró en el sillón.

Cerró los ojos y se quedó dormido casi de inmediato.

Y soñó.
¿Y qué soñó, diréis, preguntaréis?
Pues ni idea, porque de repente, Federico se cerró en banda y me dejó de contar sus cosas. No sé que le pasó. Lo último que puedo afirmar sin equivocarme es que besó a un chico que le gustaba, a Ismael.


Lo hizo en el jardín de la discoteca. No fue algo apasionante. Ismael estaba ya un poco bebido auque era pronto y se dejó hacer. Pero no hizo nada. Eso desesperó a Federico que se separó abruptamente de Ismael y corrió por el jardín, huyendo de él.


A mí Ismael me cae como una patada en los huevos. Sí, lo digo así, claramente, sin disimulos ni palabras bien-sonantes. Es un capullo redomado. Vale, puede que influya que a mí, Federico me gusta a rabiar, pero no me hace ni caso porque está pillado de Ismael, que lo único que hace es follarse al primero que pasa delante de él. Menos a Fede, o eso creo.



Eso sí, procurando olvidarlo en lo que tarda en ducharse después de hacerlo.



Me dijo Olga que Fede estuvo llorando en un rincón.


El caso es que no me habla. Y yo no puedo dejar de pensar en él, y no le he hecho nada. Es que nada. Si ... yo lo único que he hecho es soñar con él, con rodearle con mis brazos, y besarlo... besarlo hasta que me duelan los labios...


Pero eso no va a ser posible, porque Fede, Federico, mi amigo, no me ama. Ni siquiera lo ha considerado nunca. Y ahora encima, ni siquiera quiere hablar conmigo de sus cosas.
Estoy cansado. Es tarde. Creo que me acostaré. No sé si podré dormir... pero debo intentarlo o me volveré loco.