miércoles, 8 de julio de 2015

Posando con un colega.

Es lo más natural del mundo.
A veces ese colega es algo más que colega. Y otras veces no llega ni a colega. Pero las fotos lo bueno que tienen es que nos recuerdan cosas.
Todas las fotos creo que tienen una historia oculta. Una historia que solo sus protagonistas conocen. O a veces incluso, solo alguno de los que sale en la misma, son conscientes de la historia que hay ahí, en el aire.







No hay comentarios:

Publicar un comentario