martes, 30 de agosto de 2016

Amar es un arte.









Cuando Miguel vio aquellas fotos que tenía Luis en su casa, pensó que ojala pudiera ser el protagonista de alguna de ellas. Le gustaría que su pareja en ellas fuera Luis.
Quizás debiera decirle algo. ¿Debería?
Luis bajaba las escaleras. Lo miró sonriendo. "Ahora, dile algo".
Pero se dieron dos besos, se preguntaron pos sus allegados, y sus vidas desde que no se veían, y pasaron al salón a comer.
"A lo mejor en los postres", pensó Miguel.

No hay comentarios:

Publicar un comentario