jueves, 27 de octubre de 2016

Os presento: Jaded, el mundo, el mundo, Jaded.

Y Jaded sonrió.






También sonrió de esta otra forma.




1 comentario:

  1. :-P¨¨¨¨ ¡Encantado de conocerle!, señor Jaded. Qué guapo, qué ojazos, qué sonrisa, qué rabo, qué culo..., y hasta las manos las tiene bonitas. Uuffff..., como para pedirlo en matrimonio. Una delicia. ¡Impresionante! Besos, y gracias, Tato ;-)

    PD: ¿Te has fijado en la 1ª imagen cómo armonizan su tranca y la Torre Eiffel del fondo? ¡Aaahhh..., qué bonito! :-D

    ResponderEliminar