domingo, 5 de marzo de 2017

Cuanto te deseo.

Te miro y no puedo reprimirme.
Te miro y muero por acariciar tu piel, por sentir tu miembro palpitar dentro de mí.
Te miro y necesito sentir tus labios acariciar mi pene.
Sentir las curvas de tu cuerpo.
Besarte.
Te miro y se seguro que no puedo vivir sin sentir tu cuerpo junto al mío cada día de nuestra vida.








No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada