jueves, 30 de marzo de 2017

La sangre altera

Miro por la ventana de la oficina y veo el sol.
Y pienso. La primavera avanza, el verano llegará.
No sé, es como si el peso del frío del invierno se disipara de repente y necesitara expandir mi espíritu.
Y que mejor que con la belleza del hombre.








No hay comentarios:

Publicar un comentario